Seguro que piensas en mermelada y la imaginas extendida sobre una tostada para desayunar o para merendar, tenemos éste producto asociado a esos momentos del día pero en realidad puede dar mucho juego a nuestros platos para comidas y cenas. 

La mermelada nos permite conservar las frutas de temporada y evitar que se estropeen transformándola en este dulce que tanto nos gusta y que podremos disfrutar en cualquier época del año. 

Además de las mermeladas de frutas podemos encontrar mermeladas de flores y mermeladas de hortalizas.

Mermelada de zanahoria moradaAunque por costumbres asociamos la mermelada con tostadas, crepes o tortitas para el desayuno o la merienda, podemos utilizarla para dar toques dulces a nuestros platos y crear un contraste de sabores que puede transformar un plato común en una delicatessen o plato gourmet. Además hay una gran variedad de mermeladas artesanas originales que todavía harán ganar más puntos a tus platos.

Sigue leyendo y te daremos unas ideas sobre como usar la mermelada fuera del desayuno ¡seguro que quieres probar!

  • Carne con Mermelada. Si nunca lo has probado te parecerá una combinación un poco rara pero te pedimos que abras tus gustos culinarios y le des una oportunidad y es que hay mermeladas de fruta, cómo la mermelada artesana de naranja, melocotón o albaricoque, que maridan genial con carnes cómo el entrecot, el muslo de pato, solomillo de vacuno… Podemos añadir una pizca de mermelada a las guarniciones o como ingrediente adicional en las salsas para acompañar.
  • Pescado con Mermelada. El pescado asado va genial con mermeladas de hortalizas cómo la mermelada de pimiento asado, mermelada de cebolla, mermelada de zanahoria o mermelada de tomate y ajo. La mermelada artesana de limón y jengibre también va muy bien con el pescado, le da un toque ácido y a la vez dulce que potencia su sabor.
  • Queso con Mermelada: Es un maridaje más común, sobre todo con el queso fresco o con el queso frito suele servirse mermelada para acompañar, pero también puedes combinarla con quesos curados. En tu próxima tabla de quesos añade un poco de mermelada artesana de arándanos, frutos rojos, ciruela, naranja o fresa y verás que bien combinan.
  • Helado y yogurt con Mermelada:  Al igual que añadimos sirope con los helados puedes dar un toque de sabor añadiendo mermelada, además conseguirás un interesante contraste de texturas. Con el yogurt natural también va genial cualquier mermelada de fruta y personalmente me encanta añadirle un poco de mermelada de mora o de higo al flan de queso.
  • Ensaladas con Mermelada: Siempre que pongas en tus ensaladas queso de cabra o queso feta puedes añadir un hilillo de mermelada para dar un contrapunto dulce. Puedes usar mermeladas frutales o de hortalizas, te recomendamos probar la mermelada de zanahoria morada.
  • Paté con Mermelada: Si vas a preparar unos canapés de paté puedes añadir unas gotas de mermelada por encima, le dará un toque fresco y dulce y contrarrestará el sabor graso.
  • Vinagretas con mermelada: Crea tus propias vinagretas agridulces añadiendo un poco de mermelada, por ejemplo con Mermelada de frambuesa, un poco de aceite de oliva, zumo de naranja, una pizca de tabasco, un poco de tomate ketchup y sal ahumada puedes hacer una salsa de barbacoa casera muy rápida y buenísima.

¿Se te ocurren más usos para la mermelada artesana? Nos encantaría que nos los cuentes.